Genesis: Live with Ray Wilson: Katowice, Poland. January 31, (1998)

Para lo que jamás gustamos demasiado del Genesis ochentero, particularmente del lado más meloso propio de Phil Collins, y para quienes hacíamos el ejercicio de oírlo sólo para escuchar alguno de sus clásicos de los setenta, la llegada de Ray Wilson nos renovó a muchos el interés en la banda, en especial a quienes gustamos de estos puentes entre el lado más comercial y progresivo de la música. Realmente esta presentaciones una joya en donde los clásicos ochenteros son interpretados con un particular enfoque progresivo y la voz y el carisma de Ray Wilson le dan a todo el setlist un aura oscura, dramática y reflexiva como nunca antes los tuvieron estos temas. Entiendo que los fans de Collins debieron odiar esta alineación y prueba de ellos son las bajas valuaciones que tienen los vídeos en youtube y el fracaso en ventas de Calling All Stations en Norteamérica lo que al final hizo bajar la gira en este continente y la subsecuente disolución de la banda. Lo que no es de extrañar conociendo las tendencias del mercado americano orientadas hacia el pop y la música más chatarra al más puro estilo McDonalds. Esta claro que la recepción en Europa fue diferente y prueba de ello es este show televisado en la ciudad de Katowice, Polonia. Luego de esto Ray Wilson paso a ser de la “estrillita grouche de sus 20 minutos de fama”, a ser una figura de culto dentro de la escena de vanguardia, siendo invitado constantemente por otras bandas y universidades europeas y círculos más underground a interpretar algunos temas que con el tiempo llegaron a convertirse en material de culto entre los fans del progresivo, como lo es su emotiva y memorable interpretación de Dancing with the Moonlightnight. Quedando claro el gran error de Banks y Rutherford al despedirlo para favorecer el regreso de un Collins que jamas estuvo interesado seriamente en retornar a Genesis.

Tras cosechar una seguidilla de éxitos radiales con una formula comercial y melódica entre 1980 a 1993 Phil Collins decide alejarse definitivamente de Genesis en 1996 para centrarse en su carrera solista, en ese momento ese parecía ser el final de esta legendaria banda de rock progresivo y tecno rock de la década setenta y ochenta. Sin embargo, Mike Rutherford y Tony Banks deciden continuar con Genesis. Pero el como seguir sin un elemento tan importante como Collins, quien no solo había monopolizado la composición y dirección de la banda sino además le había entregado toda una personalidad única y distintiva dentro de la escena musical. La respuesta fue apelar al mínimo común denominador de todas las etapas de la banda, tanto con Peter Gabriel, Steve Hackett y Phil Collins, es decir, a aquel sonido más intimo y progresivo del cual ambos habían sido dos pilares fundamentales, muy por detrás del reconocimiento, las luces y los aplausos del público.

Luego de concentrarse en componer la mayoría de las canciones, tras un largo período de audiciones para quien sería en nuevo vocalista, se deciden finalmente por el joven vocalista escocés Ray Wilson, quien había estado al frente del breve pero popular grupo de grunge Stiltskin. La dramática y oscura voz de Wilson recordaba más a Peter Gabriel que a Phil Collins, por lo que junto a su carisma y actitud frente al escenario, parecía ser el perfecto puente entre la poesía y desgarro emocional de Peter Gabriel durante la primera mitad de los años setenta, y los éxitos más masivos de Phill Collins en los ochenta.

Una de las cosas que ayudo a esta nueva encarnación de Genesis a tomar distancia frente a su versión más ochentera fue la deserción de el guitarrista Daryl Stuermer y Chester Thompson que prefirieron acompañar a Collins en su tour como solista. Si bien Thompson fue contactado por Banks y Rutherford para encargarse de las baterías en este álbum, éste ponía como condición convertirse en un miembro permanente de Genesis, por lo que el resto del grupo decidió buscar otras alternativas.

La elección de baterista reveló en parte el sello progresivo e intimo que quiso imprimirse sobre este álbum desde el primer momento tomando distancia del trabajo más orientado hacia el pop melódico desarrollado junto a Collins. El norteamericano Nick D’Virgilio y el israelí Nir Zidkyahu fueron contratados para hacer las percusiones necesarias en el trabajo en estudio, pero fue este último quien los acompañó en la gira.

Mientras que Calling All Stations se vendió bien a lo largo y ancho de Europa, y los conciertos para la gira sucitaron una gran expectación entre el público en general y la prensa, fracasó en obtener audiencia en los Estados Unidos, a pesar de una elaborada publicidad lanzada en Cabo Cañaveral con una memorable presentación acústica, interpretando un variado repertorio abarcando todas las etapas de Genesis. pese a que era un notable intento de hacer resurgir las raíces progresivas y más intimas del grupo, el publico y la critica americana encontraron que los resultados eran sombríos y faltos de dinámica, en comparación con los trabajos más comerciales orientados al pop de los ochenta, con el protagonismo, la voz y la personalidad de Phill Collins, con los cuales el público americano en general estaba más familiarizado.

Aunque la gira por Europa fue llevada a cabo en 1998 con cierto éxito ante la expectativa de reinterpretar los viejos temas de la banda, como resultado de las escasas ventas del álbum en Estados Unidos, todos los conciertos en esta gira programados para norteamerica fueron cancelados. Banks y Rutherford decidieron despedir a Wilson cancelando su contrato y Genesis ingresó en un extenso hiato, convirtiendo a Calling All Stations en el último álbum de Genesis en estudio a la fecha. Sería hasta el 2007 cuando Phil Collins regresaría a reunirse con sus dos compañeros, junto a Chester Thompson y Daryl Stuermer, para revivir el Genesis ochentero y hacer la exitosa gira Turn It On Again 2007, luego de lo cual decide dejar definitivamente la escena musical y disfrutar de sus millones recaudados a través de todos esos años con Genesis y como solista. Según afirmaría Ray Wilson en diversas entrevistas, se arrepiente de haber ingresado a Genesis y que todo su despido fue mal manejado por los demás integrantes de la banda. Wilson había firmado contrato con Genesis para la grabación de dos álbumes, pero sólo se realizo uno. Sabía que esto no era lo correcto, pero no quería quedar como el integrante de Genesis que le hiciera juicio al grupo.
Desde el lanzamiento del álbum ha habido, entre los seguidores de Genesis, una apreciación tardía por la contribución de Wilson en la historia de esta banda británica. Pese a las controversias frente a este trabajo, están de acuerdo que Wilson es un gran vocalista. Las grabaciones de los conciertos de la gira europea durante 1998 se han convertido en material de culto entre los verdaderos fans de la banda.

Muchos consideran este disco y la elección de Ray Wilson como frontman en Genesis un gran fiasco, comparado al de Trevor Horn en Yes, o el de Greg Lake en Asia. Ignorado por la critica americana, excluido de las radios, y ninguneado por sus propios compañeros tras ser expulsado y olvidado todo el repertorio de canciones de esta época. Sin embargo, no todo debe medirse en función del éxito y la masividad, y este es un claro ejemplo de ello, puesto que estamos frente a uno de los mejores trabajos de Genesis desde Duke en 1980. Estamos aquí frente a un Genesis mucho más autentico, intimo y atrevido, devolviendo a los fans algo de los primeros trabajos que hicieron de Genesis una leyenda en la música de vanguardia.

En esta re-edición en el cumplimiento de los once años desde este concierto, incluyó tres temas que habían sido omitidos de boot del audio original pero que aparecieron en un vídeo tomado de un canal de televisión local el cual puede verse en youtube, y bajarse en DVD en algunos foros, sin embargo, me encargué de nivelar el audio y quitar gran parte del ruido de fondo.

Jan 31, 1998 (Spodek – Katowice, Poland) 2cdr
Recording – TV/Excellent/ Very Good
Label – tape to cd transfer
Comment – Soundquality drops after a while.

TrackList:

1. No Son Of Mine 7:18
2. Land Of Confusion 5:14
3. The Lamb Lies Down On Broadway 5:39
4. Calling All Stations 8:00
5. Alien Afternoon 9:05
6. Carpet Crawlers 6:04
7. There Must Be Some Other Way 10:24
8. Domino 10:52
9. Shipwrecked 5:50
10. Firth Of Fifth* 5:17
11. Congo 6:58
12. Home By The Sea 5:10

Acoustic Set:

13. Dancing With The Moonlit Knight 3:08
14. Follow You Follow Me 2:56
15. Supper’s Ready/Lover s Leap 2:17

16. Mama 6:44
17. The Dividing Line 7:24
18. Invisible Touch 5:29
19. Turn It On Again (Ray present the band) 5:59
20. Throwing It All Away* 5:59
21. I Can’t Dance* 6:14

* Tomados del Vídeo para esta presentación hecha por un canal de televisión, agregados en esta re-edición

Personnel:

– Tony Banks / keyboards, vocals
– Ray Wilson / vocals
– Mike Rutherford / bass, vocals
– Anthony Drennan / guitar
– Nir Zidkyahu / drums



Descarga:

Audio mp3 320@kbps

Un comentario en “Genesis: Live with Ray Wilson: Katowice, Poland. January 31, (1998)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s